domingo, 27 de febrero de 2011

CANCIÓN DEL HOMBRE PEQUEÑO

Detestas todo aquello que significo en el mundo.
Misógino, impotente, vacío, oscuro, cruel.
Justificado.
Detestas que sea libre, que tenga el don de la palabra.
Detestas mis piernas porque me sostienen.
Detestas mis labios, porque acojen el aire y son capaces de regalar besos.
Detestas mi sonrisa.
Hombre árido. Impulso. Calambre.
Dolor en el centro de mi miedo.
Me odias porque no estás, no llegas, no alcanzas,
eres insuficiente,
eres poco,
eres apenas.
Detestas mi belleza porque está detrás de la piel,
detrás de los huesos y aún así es visible.
Detestas el sonido de mi voz cuando te nombra
y solo eres silencio.
Me odias.
Hombre pequeño
pequeño
que acabas conmigo.